viernes, 25 de marzo de 2011

2A- ¿Hacia dónde va Internet?

10 comentarios:

  1. A lo largo de la historia se nos han ido mostrando numerosos ejemplos de lo que conlleva un gran cambio (sistemas políticos, modelos lingüísticos,…) en un breve espacio de tiempo, y es que requieren de un tiempo mínimo de asentamiento en la nueva mentalidad. A veces ocurren tan deprisa que ese tiempo es casi imperceptible. Al no darse en su justa medida, aparecen los conflictos.

    Internet se ha convertido en un fenómeno de información a nivel mundial debido, entre muchas otras causas, a su fácil acceso, que no requiere de una gran especialización, gracias a sus entornos cada vez más intuitivos.
    Esta facilidad de acceso ha hecho posible su más que rápida evolución. Gracias a la colaboración de muchos de sus usuarios, se ha ido ampliando su capacidad, mejorando el acceso a la información, aportando mejores servicios y ofreciendo nuevas formas de ocio y de relación con otras personas salvando la posible distancia entre ellas.
    Todos estos factores han ido transformando la identidad de lo que en un principio se podría considerar un consumidor estándar, el cual encontraba en internet lo que buscaba pero no participaba ni intervenía en ello. Esta transformación ha originado una nueva clase de consumidores que participan de alguna forma en el campo en el que están interesados.

    Estos nuevos protagonistas aportan en muchas ocasiones una opinión que solamente está basada en la propia experiencia o directamente en sus convicciones personales. Esto nos lleva a un deterioro en la calidad de la información y a una igualdad que solo nos perjudica. La opinión de un experto en la materia, que ha dedicado parte de su vida a un determinado campo, no debería valer lo mismo que la de una persona que se interesa y comparte la suya. El anonimato que Internet nos proporciona rompe la barrera de la humildad y los usuarios se otorgan falsos privilegios como es el caso de la opinión infundada.

    Hasta que se cree algún tipo de filtro que permita separar e identificar la opinión propia de la información de calidad, o se conciencie a los usuarios del doble filo que tiene la “ley del todo vale”, no se conseguirá un uso responsable de Internet y un completo desarrollo de todo su potencial.

    “El hombre es en verdad un animal gregario; puede que le guste pasear a solas, pero odia quedarse solo en sus opiniones” – Anónimo.

    ResponderEliminar
  2. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  3. Internet es un medio que ha ido evolucionando notablemente a lo largo de la historia, permitiendo a los usuarios realizar diversas actividades, desde buscar información a descargar películas o vídeos, pasando por actividades de ocio como el uso de blogs y de redes sociales.

    En sus comienzos, Internet era un medio de búsqueda de información muy eficaz, ya que los datos introducidos por las personas eran correctos, ya que eran personas especializadas en el tema que estaban tratando. Era un uso limitado pero quienes utilizaban este medio obtenían resultados de buena calidad y de una forma muy rápida.

    Sin embargo, con el paso del tiempo se fue evolucionando y esto llevó a gente no especializada a introducir material e información de peor calidad, disminuyendo así la eficacia obtenida en sus orígenes. Un ejemplo de ello es la ‘Wikipedia’, una página donde cualquier persona puede añadir información sin que nadie supervise la veracidad de la misma. Con este avance, comenzaron a aparecer las redes sociales, en las cuales cada persona añade la información que cree conveniente, sea verdad o no, y donde el resto de personas puede ver dicha información. Cabe destacar que en muchas ocasiones estas personas que leen u observan esta información de las redes sociales, no conocen a la persona que ha puesto esa información.

    Con todo ello, personalmente pienso que este avance es bueno para desarrollar la capacidad de las personas para trabajar con este tipo de actividades y programas, aunque un exceso de esta actividad pueda acarrear la pérdida de concentración a la hora de hacer o realizar distintas acciones.

    ResponderEliminar
  4. La información en la Red

    Hoy en día internet constituye una de las mejores herramientas de las que dispone el ser humano. Gran parte de la población tiene acceso a internet, es decir, tiene a su alcance la mayor fuente de información mundial. Con esta podemos hacer que se sepa todo y podemos saberlo todo.

    En primer lugar, al contrario que otros medios de comunicación, internet, facilita la interacción con la información haciendo que los usuarios cambien de consumidores pasivos a productores. Esta es la gran novedad frente al resto de medios y, de hecho, supone un gran avance. Internet incrementa la rapidez de recepción y la veracidad de la información ya que aquellos que están en contacto con el suceso luego serán los mismos que aporten imágenes o relatos que lo demuestren. De modo que la información sera más neutral que la expuesta por otros medios.

    Por otra parte, debido a que internet es un medio masivo la información puede llegar a un mayor numero de personas, entre las cuales puede haber profesionales sobre el suceso. Estos pueden intervenir y dar su opinión sobre lo ocurrido, además, de verificar o desmentir la información. Por tanto, al difundir el suceso a través de aquellos que lo vivieron la noticia sera relatada de modo que se evite la manipulación de los medios. El problema de la manipulación de la información solo podría solucionarse si los usuarios son responsables y cuidan pequeño rasgo de esta, pues solo así conseguirán mostrarla tal y como es.

    Finalmente, internet es la herramienta necesaria para que la información sea tratada con respeto y sobre todo sea conocida por el mayor número de personas. Aunque, de todos modos, internet debe superar la falta de rigor que en algunos casos lo acompaña.


    Adrián Gómez

    ResponderEliminar
  5. El doble juego de la Red

    Es evidente que la sociedad ha sufrido numerosos cambios con la llegada de Internet. Es más, la gran modificación que ha provocado la Red ha sido en la mentalidad de las personas, ya que nos ha hecho más protagonistas. Por consiguiente, esto ha provocado, paradójicamente, que las personas seamos al mismo tiempo cooperativas unas con otras, como colectivo de masa que somos, e individuales, quizás derivado del sistema capitalista en el que vivimos, en el cual predomina la idea del éxito de uno en detrimento del de los demás. Además, Internet ha transformado la idea que tenemos de entender la información, ya que al manejar tanta cantidad de datos no tenemos tiempo de conocerlos todos, nos interesamos únicamente por lo genérico sin llegar a profundizar en ninguna información concreta.

    El doble juego de Internet se mueve entre dos opuestos: el individualismo y la cooperación. El individualismo de Internet conduce a las personas a la única preocupación por tener el mejor perfil personal anteponiendo su persona a la de los demás ( este aspecto se aprecia en las redes sociales) ,provocado por la competencia en la búsqueda de un trabajo del que vivir por muy esclavo que pueda llegar a ser. Por tanto, esta herramienta puede ser utilizada como un medio para tenernos más controlados por parte de empresas y otros organismos. Por otra parte la cooperación que se vive también en Internet ha conseguido grandes hitos, como son las revoluciones en los países árabes como Egipto y Túnez. Es en éstas dos ideas donde hay que tener cuidado ya que hay que evitar que se tienda definitivamente al individualismo provocando de esta manera nuestra deshumanización. Así pues, tampoco podemos dejarnos guiar por la facilidad que nos da la Red para obtener información. Hay que saber evaluar las distintas opiniones que nos podemos encontrar en este mundo paralelo. Debemos aprovechar esta característica para, a partir de lo que Internet nos proporciona, profundizar en distintos aspectos, lo que provocará que se alcance un conocimiento óptimo sobre un tema.

    En resumidas cuentas, Internet nos ha hecho protagonistas y como consecuencia debemos saber afrontar las responsabilidades que ello requiere. No podemos caer ni el individualismo ni en lo superficial de la información que internet nos facilita. Hay que dar el siguiente paso en la Red para elegir el camino que se quiere tomar: el que conduce a la deshumanización o el que nos guía a la cooperación. Ambos son posibles en estos momentos.

    ResponderEliminar
  6. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  7. ¿Internet: por fin existe igualdad?

    Afortunadamente, la Red ha experimentado un progreso, éste era impensable hace dos décadas. Sin duda, éste progreso está revolucionando a la sociedad, es más, lo está haciendo a favor de las clases medias y de los menos privilegiados, y, de esta manera permite igualarse a los grandes protagonistas favorecidos. En definitiva, todos sabemos que podemos ser protagonistas en la Red.

    De hecho, hace unos años se creía imposible la generalización de Internet en nuestras vidas, pero gracias a la revolución que planteo la web 2.0 es posible crear un diario digital, publicar recopilaciones cronológicas, trabajar on-line… De este modo ha pasado de ser un intercambio individual a universal. Así pues, el auge de la web 2.0 ha permitido a usuarios con talento y desafortunados desde el punto de vista económico se den a conocer. Dicho de otro modo, Internet interconectó una gran parte del mundo.

    En cualquier caso, el papel que tiene Internet en la actualidad es como un instrumento igualitario. Si las grandes figuras del sector no quieren quedarse relegados, solo les doy un consejo, como dijo en su día Álex de la Iglesia “Internet es la salvación. Solo ganaremos al futuro si somos nosotros los que cambiamos, adelantándonos con propuestas imaginativas, creativas, aportando un nuevo modelo de mercado que tenga en cuenta a todos los implicados: autores, productores, distribuidores, exhibidores, páginas web, servidores y usuarios (…)”.

    Dejando protagonismo a una gran figura de la Ilustración, Jean-Jacques Rousseau, plasmó en su libro El origen de la desigualdad entre los hombres “tal es, en efecto, la causa de todas estas diferencias: el salvaje vive para sí mismo; el hombre social, siempre fuera de sí, no sabe vivir más que en la opinión de los demás; y de ese único juicio deduce el sentimiento de su propia existencia”. El objetivo de Rousseau es crear un nuevo pacto que permita compaginar la libertad e igualdades propias del individuo, con la vida en sociedad en su proyecto político El contrato social. ¿Podrá Internet entonces crear una comunidad de igualdad?

    En resumidas cuentas, es de agradecer que, en nuestra generación tengamos a nuestro alcance tal herramienta. Así, gracias a éste medio cualquier clase social puede ser protagonista de la Red con esfuerzo y superación.

    ResponderEliminar
  8. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
  9. Hoy en día,Internet es la herramienta más usada por millones de usuarios al minuto. Información,entretenimiento,participación o desahogo son algunas de las muchas cualidades que ofrece y por lo que lo usamos.
    Se pueden considerar dos tipos de usuarios de Internet: los consumidores pasivos y los protagonitas activos. Ambos,al fin y al cabo,van unidos,ya que a la vez que la Red evolucionaba,éstos también.

    En un principio,la Red se reducía a un medio del que sólo se podía consumir. A medida que a Internet le llegaba la popularidad,la gente,que anteriormente sólo se beneficiaba de la información dada,quería ser perticipe del nuevo fenómeno (algo que aún era un tanto difícil,puesto que no constaban los medios necesarios para ello).

    Más tarde,con la llegada de blogs,videoblogs,foros y redes sociales,la paticipación era inmediata. Los usuarios aprenden a manejar las nuevas tecnologías para así poder intervenir en debates sobre deporte o expresar sus pensamientos,como si la pantalla fuera el papel de un diario o compartir fotos que él mismo ha hecho y/o ha retocado.
    Al ser éste un medio en el que nadie conoce a las otras personas realemente,es más fácil opinar y decir lo que se piensa. Es más,se rompen las barreras de la timidez y de preguntas estúpidas como el qué pensará la gente.

    Después de todo,Internet es nuestro presente y con más fuerza,nuestro futuro. Por tanto,este fenómeno seguirá creciendo e involcrando a más personas,que espero sean conscientes y sepan que la Red está al alcance de todos.

    ResponderEliminar
  10. La red: un entramado de controversias.

    Si uno mira a su alrededor observará, de forma casi inmediata, la compleja red informativa que ha derivado de esa superestructura mediática denominada Internet. Así, hoy en día cualquier persona es capaz de darse cuenta de que la manera en que recibe la información de la realidad es, cuanto menos, heterogénea con respecto al pasado. No obstante, la normalidad con la que este entramado de contenidos de universal particularidad acaece sobre los usuarios les impide ser conscientes del verdadero cambio que ha supuesto la aparición de una red de masas y, por consiguiente, son ajenos a la verdadera idiosincrasia de lo que hoy en día dirige sus vidas.

    Pese a todo, si echamos la vista atrás hacia los orígenes de Internet, descubrimos que lo que en la actualidad es un medio masivo basado en la participación activa de sus usuarios, en sus orígenes no fue sino una vía de difusión de la información tan pasiva con respecto al receptor como puede serlo la radio. De este modo, es menester analizar la manera en que los cambios en la mentalidad social han acompañado a la evolución de la Red hasta su actual estado. Para ello, basta con remontarse a las postrimerías del siglo pasado, y con ello entenderemos como lo que a priori fue un pequeño (aunque trascendental) progreso en la rápida difusión unilateral de información se ha convertido en la más extensa vía de intercambio de información entre usuarios experimentados en distintas materias y simples aficionados. Por consiguiente, a medida que se extendió el uso de Internet, los usuarios se vieron cada vez más implicados en la creación misma de la información, y ello permitió que se desarrollara de forma vertiginosa hasta convertirse en la gran red que supone hoy día.

    En este punto cabe decir que, si bien Internet ha permitido la creación de una nueva forma de comunicarse e informarse, ha desatado la competencia entre los profesionales de la información y aquellos que se atreven a opinar libremente y sin vacilar, incurriendo en graves errores que en numerosas ocasiones derivan en la desinformación de los lectores. No obstante, esta situación no ha sido tan caótica como los gurús periodísticos pretenden mostrar, ya que en muchos casos la participación de “aquellos que no conocían” o, al menos, no debían conocer, ha permitido que el mundo conozca la verdadera realidad de determinados asuntos. Pongo por ejemplo el tan aclamado caso de Wikileaks, en el que un grupo de “anarquistas” como el gobierno de EEUU se ha atrevido a denominar, hicieron temblar los cimientos de las principales potencias europeas sacando a la luz lo que otros no convinieron en difundir.

    Finalmente, podríamos concluir afirmando que, si bien en numerosas ocasiones Internet fomenta la difusión de datos y valoraciones casi escatológicas de determinados asuntos, supone la principal fuente de información del planeta, y esto es algo que permite y permitirá que muchísimos jóvenes se atrevan a investigar por su cuenta sobre lo que pasa en el mundo. En este momento, el problema reside en llevar a cabo un balance de los aspectos positivos y negativos de Internet en nuestra vida y, desde esta perspectiva, concluir si se debe perpetuar su uso o, por el contrario, erradicar su influencia en nuestras vidas. Y es que, como diría Ortega: lo más difícil de aprender en la vida es qué puente hay que cruzar y qué puente hay que quemar.

    ResponderEliminar